sábado, 22 de junio de 2024

“La Provincia queda en pie”, aseguró el ministro de Economía, Oscar Antonena, momentos antes de pagar 32.138.661 dólares (prácticamente la totalidad de las regalías petroleras de septiembre que fueron de 32.968.615 dólares) para cancelar el último vencimiento del año del bono BOCADE.

Tal como ya sucedió en otras oportunidades, las regalías petroleras apenas fueron suficientes para saldar los pagos de la deuda en dólares.

“Durante estos años resolvimos una crisis que fue severa”, indicó Antonena y confesó que “en 2020 tuvimos que solicitar a la Legislatura poder reestructurar la deuda en dólares porque teníamos vencimientos que no íbamos a poder hacer frente. A partir de ahí es que se empieza a recibir el oxígeno para acomodar todos los desórdenes  y atrasos que teníamos, no solo en el pago de haberes sino en muchos otros aspectos, como la obra social a la que se le adeudaban 6 meses y estaba cortada, no se le pagaba a los proveedores, a la ART, etc”.

El BOCADE fue emitido por el gobierno de Mario Das Neves y Mariano Arcioni en 2016, la reestructuración demandará vencimientos por 400 millones de dólares de capital y 97 millones de dólares de intereses entre 2023 y 2027, lo que abarca todo el período del próximo gobernador. Tal como dice Antonena, la reestructuración dio oxígeno al actual gobierno pero ahorcará a Ignacio Torres que deberá afrontar los pagos.  

A partir de febrero de 2024, el próximo gobierno deberá afrontar también los vencimientos del Bono ‘TIDECH’, que la provincia colocó en 2021 por 111 millones de dólares para refinanciar deuda vinculada a Letras del Tesoro en dólares.

“Con la restructuración del BOCADE se mantuvo el crédito reputacional de la Provincia en el mercado local e internacional y evitamos la cesación de pagos, con todos los perjuicios que ello implica”, alardeó el Ministro.

Sin embargo, los bonos tienen garantías que impiden una cesación de pago, el BOCADE se descuenta automáticamente de las regalías petroleras. El TIDECH cuenta con el respaldo de los envíos de Nación por Coparticipación Federal de Impuestos. Aunque es cierto que si los ingresos por la extracción petrolera continúan decrecimiento por las constantes caídas de la producción, en el 2024 las regalías no serán suficientes para afrontar los elevados vencimientos trimestrales.

Por último, Antonena reconoció que la provincia tiene un déficit mensual de $2.872 millones, que la deuda total en dólares es 893 millones y que la masa salarial representa el 99% de los ingresos de libre disponibilidad.  

Con ello, Antonena admitió que entregarán el próximo 10 de diciembre una provincia deficitaria, con deudas millonarias en pesos y en dólares, con una masa salarial que representa el 99% de los recursos disponibles. Pero, a su manera de ver, “la Provincia queda en pie”.

Compartir.

Dejar un comentario