sábado, 22 de junio de 2024

Familias productoras y artesanas de Cushamen reclamaron la falta de acompañamiento por parte del gobierno provincial ante la crisis que sufren en las actividades agrarias por no contar con un sistema de riego que acompañe la producción.

Emilio Huenelaf, productor de Costa Ñorquinco Norte, afirmó que desde “el gobierno de la provincia nunca llegan al territorio. Somos siete familias y la principal actividad que realizamos es de ganado ovino en pequeña escala y agricultura. La complicación más grave que se da es en el riego, se seca el arroyo porque depende de la cantidad de nieve que caiga en la cordillera y que se sostiene hasta diciembre más o menos, al ser muchos los productores que hacen alfalfa, el riego se hace poco y es un agravante porque no hay un riego sistematizado”.

Huenelaf indicó que “los funcionarios deberían bajar al territorio y conocer la realidad en este caso, para poder atender la demanda que tiene cada familia”.

“Históricamente la familia se sostuvo con los trabajos que hace cada uno en la actividad que realiza, ya sea con la ganadería o con el trabajo artesanal, de ahí sacan un sustento económico para sobrevivir y cada vez es más difícil”, explicó.

“Las  mujeres se dedican a la artesanía en telar mapuche, tejen en telar y a palillo hilandería de la lana que obtienen de la zona, se han reagrupado como artesanas y su principal demanda es contar con un ingreso para desarrollar la materia, viven de lo que pueden vender”,  añadió Huenelaf.

El productor de Costa Ñorquinco Norte dijo que la situación se torna aún más compleja, ya que al no contar con gas, utilizan leña la cual se consigue a un precio elevado.

“No hay gas, la leña se extrae de la comarca y se paga un precio muy caro, ahora está a $12.000 el metro y es imposible contar con ese dinero para comprar cierta cantidad. Es  bastante complicado el tema, ojalá que los funcionarios algún día se apiaden y lleguen al lugar”, reclamó Emilio Huenelaf.

Compartir.

Dejar un comentario