miércoles, 6 de diciembre de 2023

Marcelo Limarieri es uno de los intendentes más beneficiados económicamente por el Estado provincial con aportes y subsidios. Su cercanía al gobernador Mariano Arcioni le permitió recibir fondos por más de $80 millones durante 2023.

En enero de este año el intendente de Gualjaina recibió $15 millones, en febrero $10 millones pagaderos en 6 cuotas mensuales de $ 1.666.666, 67, en abril $50 millones en dos cuotas de $ 25 millones y a fines de junio, en plena campaña electoral, $ 8.114.725.  En total fueron $83,114.75 para acomodar supuestos “desequilibrios financieros”.

La ley establece que el destino de todos esos fondos debe ser rendido ante el Tribunal de Cuentas provincial para garantizar la transparencia y el buen uso de los recursos. Sin embargo Limarieri no parece ser muy afecto a las rendiciones de cuentas y el organismo de control le aplicó la semana pasada una multa de $38.614, 50 por no rendir los gastos del Ejercicio 2021.

No es la primera vez que el Tribunal de Cuentas sanciona a Limarieri, ya que en junio de este año también fue sentenciado por no presentar las rendiciones de gastos de los fondos que la provincia envió a la comuna durante los meses de septiembre, octubre y noviembre de 2022.

Limarieri se maneja con la soberbia del poder y con total desapego a las leyes que lo obligan a explicar qué hace con los fondos que le otorga su amigo Arcioni pero que pertenecen a todos los chubutenses. Lamentablemente las sanciones del Tribunal de Cuentas tienen mucho de  simbólicas y poco ejemplares, y al Gobernador parece no importarle ya que sigue repartiendo fondos entre intendentes cercanos.

Compartir.

Dejar un comentario