jueves, 22 de febrero de 2024

El gobernador Ignacio Torres afirmó que se avanzará con un control de parte de la Auditoría General de la Nación para evaluar si ha habida malversación de fondos y por otro lado se presentará el informe a las esferas judiciales.

“Luego tendrán que rendir cuentas ante la Justicia y los chubutenses”, manifestó, remarcando que los adelantos financieros por trabajos que no se concretaron rondan los 2.000 millones de pesos.

Respecto a los permisos de pesca, el gobernador ratificó que con las nuevas licitaciones se espera recaudar cerca de 8 millones de dólares, fondos que se trasladarán a un fideicomiso destinado exclusivamente a la infraestructura escolar.

Recordó que la última escuela construida en la provincia fue en 2016, en la localidad de Telsen.

Refirió que la obra en Casa de Gobierno es simbólica, ya que debería haberse terminado hace mucho tiempo y sin embargo prácticamente no se ha avanzado en nada.

El mandatario agregó que “en campaña se decía que para diciembre estaba terminada”, sin embargo, ello no ocurrió y “es parte del desmadre institucional que vivió en Chubut en los últimos años”, afirmó, confirmando que se rescindirá el contrato.

Torres aclaró de todos modos que la prioridad serán las escuelas, además del montaje del resonador en Comodoro Rivadavia.

Por lo que transitoriamente se ubicarán las oficinas en la Residencia Oficial y desde allí se trabajará cotidianamente hasta que los trabajos se pueden concretar en Fontana 50.

Ahondando en el requerimiento de la prensa, el gobernador se refirió a los Centros de Encuentro. Aseguró que evaluará con cada uno de los municipios cuál será el uso que se le dará a cada edificio.

Y contó a modo de anécdota lo que se encontraron en Esquel, con una obra completa, un anfiteatro y pileta semiolímpica, pero que nunca se utilizó porque un informe indica que si se llena de agua el edificio se parte en dos.

Respecto a la Doble Trocha entre Trelew y Madryn, la misma entraría dentro del empréstito que busca colocar en los mercados la provincia. Y la idea sería ejecutarlo con Vialidad Nacional y luego compensar ese dinero con la deuda que tiene Nación con la provincia.

La semana que viene Torres adelantó un encuentro con dos fondos de inversiones y con el propio ministro de Infraestructura de la Nación, Guillermo Ferraro.

Por último, el primer mandatario de la provincia se mostró preocupado por algunos convenios que se demoran con el Gobierno Nacional por ejemplo para la colaboración con aviones hidrantes por los incendios.

Explicó que como aún no se ha resuelto quién ocupará el Ministerio de Ambiente a nivel nacional, hoy no hay firma, por lo que se buscará solucionar la situación al menos transitoriamente a través del Ministerio del Interior.

Compartir.

Dejar un comentario