miércoles, 29 de mayo de 2024

La localidad de Facundo se encuentra sin agua potable desde hace casi una semana producto de un corto circuito en la bomba, producido por el desgaste y la crecida del Rio Senguer. El arreglo cuesta alrededor de $ 2 millones pero el gobierno de Mariano Arcioni aún no tomó cartas en el asunto y las 200 personas que viven en el pueblo deben comprar a diario bidones de agua potable para consumir y cocinar.

Por este problema, la escuela local debió suspender las clases y la población acude a un arroyo para abastecerse de agua que no es apta para el consume pero sí para el aseo personal y la limpieza de hogares.

Según el representante de la Cooperativa Eléctrica de Facundo, Ariel Huenchuman, presentaron el informe en Rawson y están a la espera de 400 metros de cable para solucionar el desperfecto y volver a contar con el recurso.

“Si tendríamos los fondos suficientes para comprar esos cables no habría problema, busqué presupuesto y aproximadamente tenemos que contar con más de $2 millones para comprar la cantidad de metros que necesitamos, unos 400 metros, es mucha cantidad de cable y de plata que no tenemos”.

“Ojalá que la bomba no se haya quemado, no lo sabemos, pero hasta ahora solamente es un  problema de cable, ya mandamos la nota Rawson, pero estamos preocupados  porque llevamos cinco días sin agua”, puntualizó Huenchuman.

Por ahora “tenemos ayuda de comunidades cercanas, como Río Mayo, los bomberos y estamos con un carro llevándole agua a la gente para salir de emergencia, el agua no es para tomar, es para lavar los platos, para el baño”.

“El agua para beber se debe comprar y está cerca de $1000 pero cuesta  todos los días tener esa plata, más hoy como estamos en la provincia, está difícil, más para estos lugares que tenemos que depender de Sarmiento, Comodoro, Río Mayo y el agua viene de esos lugares”, explicó.

Compartir.

Dejar un comentario